Identificarse

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Carro vacío

Kippen Leckhampton A 2 horas de Londres en tren se llega al área de Gloucestershire, que tiene una pequeña población que se abre paso en medio de la vida rural de Inglaterra. Con 110.000 habitantes, Cheltenham es un destino ideal para descansar y conocer la vida del Reino Unido a ritmo natural. La cultura, que sin dejar de ser cosmopolita, se entrega a placeres más sencillos y menos congestionados. Con una arquitectura típica inglesa, esta ciudad está rodeada por grandes extensiones agrícolas que surten a Londres y la zona occidental del país. 

Bath Road es una calle con restaurantes del mundo y los más variados comercios. Finaliza en Leckhampton Road y aquí es donde un corredor de trail running se puede escapar para  disfrutar del lado natural de la isla británica. 

Con el calor del verano y la actitud de buscar la energía natural, vale la pena ponerse las zapatillas y las gafas de sol para seguir la ruta que lleva a Leckhampton Hill. Es una colina con un camino precioso que nace desde la zona comercial de la ciudad y se va diluyendo entre las casas de campo con aroma a castillo medieval,  las frambuesas en el camino y los deportistas que empiezan a ser más comunes. La ciudad se acaba y abre paso a una alameda de árboles que neutraliza el fuerte sol de verano, con un clima  que recuerda una ciudad tropical. 

Cuando se toma el camino hacia la colina y se acaba el pavimento, se pueden ver los ciclistas que van a la ruta de ciclomontañismo, los runners, e incluso las motos que disfrutan del off-road. La vista va dando paso a granjas lejanas donde pastan vacas y ovejas. El camino empedrado y una suave pendiente invitan a apurar el paso y disfrutar del aire puro y el cielo azulísimo del verano. 

Kippen Leckhampton 3La llegada a la cima de la colina deja ver a los deportistas que visitan el lugar, pero también a las familias que disfrutan con sus hijos, las parejas que buscan su espacio y los solitarios que se encuentran a sí mismos en un paisaje inolvidable, los observadores de aves que buscan pacientemente los carpinteros amarillos, tree pipits y green woodpeckers. La montaña muestra sus secretos: Devil`s Chimney, que es una formación rocosa con una leyenda local que cuenta que el diablo quedó ahí sepultado por las piedras que se le devolvían cuando atacaba a los feligreses cristianos que pasaban; las capas geológicas que se desnudan gracias a la erosión del suelo y exponen el pasado marino de hace 170 millones de años y los fósiles que la hacen un pequeño parque  jurásico. Hace miles de años esta montaña tuvo asentamientos humanos que moldearon el paisaje y dejaron evidencias de pastoreo. Por todo esto es un S.S.S.I. (Site of Special Scientific Interest). Aquí es donde cada gota de sudor valió la pena.  

La devuelta es amable gracias a la leve inclinación, a pesar de las piedras sueltas y los desniveles. La ciudad se ve ahora más atractiva. La hidratación y la recuperación en Montpellier Gardens reaniman. La energía de la montaña se siente en el espíritu y solamente se puede pensar cuando es momento de ponerse las gafas y emprender un nuevo desafío.